Jueves 13 de mayo de 2021

Entrevista a Alicia Romero

Con vocación de servicio, marcando la dirección correcta

En una nueva edición de nuestra sección entrevistas, sumamos la mirada clara y decidida de la Comisario Mayor Alicia Romero, actual directora de la Dirección de Asuntos de Familia y de Género de la Policía de Misiones, sobre una temática difícil y dura pero que atañe a la realidad social. Entendiendo que la violencia, en sus múltiples expresiones, constituye un flagelo social arraigado al cotidiano de muchos y, tristemente, tolerado y naturalizado por muchos más, donde la mujer sigue siendo la principal víctima. Sin obviar el hecho de que esta problemática supera, a pesar de la opinión predominante, los límites del espacio privado y de las cuatro paredes, por lo que a la par de la presencia del estado es primordial el compromiso ciudadano para involucrarse ya sea por obligación, por empatía o por experiencia propia, lo que realmente importa es no mirar hacia un costado y actuar. Resaltando que es posible salir de ese círculo de abuso de poder, opresión y manipulación, cuestión que justamente potenció la creación de dicha dirección. Espacio que vino a romper con un esquema tradicional agregando la carga de empatía necesaria en el acercamiento a cada caso en particular que pueda presentarse en este contexto, dando así respuesta a las demandas sociales propias del cambio de paradigma que se viene transitando en la actualidad, en la búsqueda de la real perspectiva e igualdad de género. A continuación, compartimos el desarrollo completo de la entrevista:
Alicia Romero

¿Cuál es el rol institucional de la Dirección de Asuntos de Familia y Género de la Policía de Misiones?
Nosotros somos una dirección que depende directamente de la Dirección General de Seguridad y la principal función que tiene es, en palabras sencillas, hacer que las cuestiones que están relacionadas a violencia familiar y de género sean realizadas de buena manera en toda la institución, por eso trabajamos no solamente en ejercer de contralor sino también brindar los mecanismos tanto de capacitación como coordinación con otras entidades, juzgados y demás, para que, justamente, se ejecute de buena manera el accionar policial dentro de los protocolos y toda la actuación procedimental que tiene que hacerse en cuestiones de violencia familiar y de género (…) estamos trabajando mucho con las otras unidades operativas porque esta temática no solamente se canaliza a través de una comisaría sino que es necesario lograr que toda la Institución tenga perspectiva de género y que vaya adecuando todo el accionar que se realiza (…) es una tarea bastante compleja pero gracias a Dios hay un buen acompañamiento y hay una decisión también desde la estructura jerárquica de la Policía de Misiones en profesionalizar a cada uno de sus efectivos (…) así como la sociedad demanda hoy que tengamos perspectiva de género (…)

¿Ante qué situaciones pueden intervenir?
Nosotros como Dirección en realidad estamos en un nivel de estructura jerárquica más que nada de contralor, la parte operativa en sí lo realizan, como siempre, las dependencias que son las que están más cercanas a la ciudadanía en este caso (…) así también somos un organismo que lo que hace es relacionarse o coordinar las acciones con otros organismos por ejemplo trabajamos en la coordinación con la línea 137; en las capacitaciones que se realizan a través de otras direcciones; en los requerimientos de otras ONGs, justamente en el armado de redes institucionales (…) algo que por ejemplo se trabajó mucho en este último tiempo, principalmente durante la cuarentena más estricta, fue la denuncia elevada en forma digital, también la canalización que estamos trabajando ahora,  que refiere al trámite de los oficios después de que se hace la denuncia, es decir, que la medida judicial llegue de manera inmediata (…) acortar ese proceso administrativo que a veces rodea y que también es necesario cumplirlo pero utilizando los recursos, en este caso informáticos, para que tenga mayor celeridad.

¿Quiénes pueden actuar o realizar una denuncia frente a un caso de violencia?
Nosotros tenemos conforme a nuestra legislación tres tipos de denuncia y es muy importante que todos conozcan esto: la primera es la que realiza la misma persona que se identifica, que está pasando por una situación de violencia, entonces es la misma victima la que relata lo que le ocurre; la segunda es la de un tercero, este es clave, es esencial, pues esta persona no es ni agresor ni victima pero sabe, conoce, intuye, se da cuenta de que hay una situación de violencia, es la que generalmente hacen los familiares, los vecinos, los amigos, los conocidos (...) entonces es una manera de pedir ayuda en nombre de, este denunciante puede incluso pedir la reserva de su identidad (…) en este caso lo que se hace es pedir que se tenga muy en cuenta el relato (…) que del relato no se desprenda quién está denunciando, no puedo decir mi hija y pedir la identidad reservada; y la tercera es la de nosotros, funcionarios obligados, hablo no solamente del personal policial sino todos los funcionarios que en el ejercicio de nuestra función tomamos conocimiento de un hecho de violencia (…) es la denuncia que se hace, por ejemplo, a través de los maestros que detectan estas situaciones, los directivos de institutos escolares, los centros de saluda y, por supuesto, nosotros personal policial; muchas veces se recurre a la policía a través de un llamado al 911, siendo una especie de denuncia que no está formalizada pero que es un pedido de ayuda, entonces (…) nosotros estamos obligados a denunciar (…) 

(…) judicializar estas situaciones es también visibilizarlas para que se pueda atacar esa problemática y mucho más importante es poder trabajar con la víctima quien muchas veces, en su proceso de violencia, no solo no se identifica como victima sino que una vez que intenta pedir ayuda después ocurre que vuelve a querer retirar la denuncia (…) porque está atada a ese circulo de violencia (…) entonces es ahí donde nosotros tenemos que aprender a trabajar con la víctima, ser profesionales y entender que esa justamente es una de sus condiciones (…) institucionalmente estamos tratando de trabajar puntualmente con los lugares operativos que son los que están en contacto con la victima para que crear no solamente un ambiente adecuado (…) sino sobre todo crear la profesionalización, esa empatía que se necesita (…)

¿Cuáles son los canales de denuncia?
En la Provincia la denuncia por violencia familiar puede hacerse en cualquier comisaria, la más cercana al domicilio (…) ahí podes hacer la denuncia, y es bueno que se sepa porque así uno puede ejercer su derecho, también en cualquiera de las comisarías de la mujer; en los Juzgados de Paz o los juzgados con competencia en violencia familiar; existe en la Provincia la Dirección de Violencia Familiar y de Género donde también puede hacerse, son varios lugares pero sabemos que, muchas veces, el más cercano y disponible las 24 horas es la comisaria (…) anteriormente había por ahí una interpretación que, creo, generó un poco de confusión en la sociedad, el hecho de que se debía denunciar, porque es temática de violencia, solo en la comisaría de la mujer y no es así, la ley perfectamente lo dice, se puede denunciar en cualquier comisaria (…) justamente en el año 2019, por resolución del Ministerio de Gobierno, se creó la Sección de Protección Familiar y de Género, sección que funciona en todas las comisarias, por lo que tienen la capacitación, preparación y obligación para intervenir en este tipo de hechos.

¿Qué sigue después de la denuncia?
Después de realizada una denuncia lo primero que se hace son las cuestiones de procedimiento. Es lógico que con solo firmar una denuncia no se soluciona el problema ni se encamina, entonces las situaciones de procedimiento implican verificar si esa persona denunciante vuelve otra vez a su casa, encontrar un grupo de contención cercano (…) hasta tanto se obtenga alguna medida judicial; inmediatamente, sigue la comunicación al juzgado, en este caso, con competencia en violencia familiar (…) en Posadas tenemos dos Juzgados exclusivamente de violencia familiar, en otras localidades del interior se cuentan con los Juzgados Multifuero que también tienen competencia (…) asimismo, con el avance legislativo provincial, todos los Juzgados de Paz intervienen en los episodios de violencia tomando las primeras medidas (…) cautelares, preventivas (…) desde una exclusión del hogar de la persona indicada como agresora, prohibiciones de acercamiento, se puede llegar también a medidas de protección como la instalación de botones antipánico, custodias policiales ante la potencial gravedad de la situación (…) las tobilleras electrónicas y, además, el Juez tiene facultad para derivar a otras áreas gubernamentales como Desarrollo Social, Dirección de Violencia, Línea 137, otros organismos que están trabajando por fuera de la institución policial.

¿Cuál fue el efecto de la anterior cuarentena respecto a esta problemática social?
La cuarentena creo que vino a marcar un cambio en toda la estructura (…) esta situación de romper la rutina que había y, muchas veces, tener a la familia reunida mayor cantidad de tiempo, también potenció episodios de violencia, eso se vio que fue así. En nuestra Provincia puntualmente se tomaron medidas (…) por ejemplo se coordinó en articulación con el Superior Tribunal de Justicia para trabajar con el envio digital de denuncias (…) también avanzamos con las denuncias de funcionarios obligados, porque no es que la persona dejó de pedir ayuda o dejó de denunciar (…) otra cosa que cambió (…) y se empezó a implementar a raíz de la cuarentena es el hecho de las famosas constancias donde, anteriormente, tenía que firmar sí o sí el Jefe de dependencia, entonces, eso hacía que muchas veces la victima salga de la comisaria y tenga que volver nuevamente, hoy en día hay una autorización para que el mismo oficial que recibe la denuncia entregue la constancia a la víctima en el momento.

¿Se cuenta con estadísticas que grafican estos casos?
Las estadísticas, y más en violencia, son dolorosas; con que yo te diga tuvimos un caso ya es grave. Existe si un trabajo que se viene haciendo articuladamente con el Observatorio de Violencia Familiar y de Género, pero no me atrevo a dar números porque a veces se puede errar y minimizar; esto se viene haciendo primeramente para detectar indicadores que necesitamos trabajar. Por ejemplo, lastimosamente, todavía la mayor cantidad de víctimas siguen siendo mujeres, la mayor cantidad de agresores siguen siendo sus parejas o exparejas, hay un alto porcentaje de niños que también están siendo violentados, hay porcentajes también de hombres que están sufriendo violencia (…) no nos olvidemos que la familia es la base de la sociedad y en las situaciones de violencia familiar esto no repercute solamente en la victima y el agresor sino a todo el entorno (…)

¿Tiene alguna observación o mensaje que le gustaría destacar o agregar?
Creo que por ahí en la mayoría se escucha “hacé la denuncia”, bueno, yo voy a repetir lo mismo, hay que hacer la denuncia, hay que comprometernos socialmente, hay que deconstruir porque solamente visibilizando descubrimos la punta del iceberg y lo más doloroso que hay en esto es cuando ocurre un hecho y, se llega a lo más trágico, es que todos sabían, entonces, no subestimar nada; si yo conozco un caso y no quiero dejar en evidencia que soy yo, puedo hacer la denuncia con identidad reservada (…) pero que esa situación llegue a conocimiento porque muchas veces vemos una discusión o una pelea y seguimos naturalizando (…) tener el compromiso como sociedad, como ciudadano, de entender que esto ya no es una cuestión privada, esto es una cuestión de interés público por todo el daño que ejerce sobre la víctima, por ejemplo, una persona que logra salir de una situación de este tipo pero que realmente no logra encontrar el apoyo institucional necesario o hacer un proceso de terapia que le ayude a superar es muy probable que vuelva a encontrar otra pareja y que repita ese patrón de conducta y viceversa porque también hoy tenemos una mirada puesta en la figura del agresor, donde en la mayoría de los casos son hombres, pero no nos olvidemos que el hombre culturalmente tiene arraigado cuestiones culturales que potencian estas situaciones de violencia, hablamos de la cultura patriarcal, de la cultura machista (…) entonces, lo importante también es saber trabajar con esa persona para superar eso (…) y no volver a repetir este patrón de conducta (…) y lastimosamente es un trabajo lento, como siempre digo, no hay una receta o una fórmula mágica, sino ya lo hubiésemos usado (…) entonces por eso todo es urgente, todo es vulnerable, todo es para trabajarlo (…) pero no es un problema que vamos a poder resolverlo nosotros solos (…) por eso el trabajo en red es lo más importante sumado al compromiso social.

Frente a lo expuesto, queda en manifiesto que esto implica un proceso de cambio profundo que requiere tiempo, empeño y constancia, con la convicción firme de que el trabajo debe ser abordado con transversalidad, pero donde también es posible celebrar que es un proceso que ya inició y que se evidencia en hechos concretos como la creación de esta dirección, con el respaldo de una institución de relevancia como la Policia de Misiones.

Entrevista: Cinthia Toledotoledomoracin@gmail.com

Banner Carlos Anibal Monedutti. Abogado Banner Expreso Jet